Daily Archives: September 14, 2014

El tercer templo

El Tercer Templo (“Bet Hamicdash”)

Israel: Centro de La Profecia Biblica

En la historia Bíblica se refieren a Israel como “el centro de la Tierra”, a Jerusalen como “el centro de Israel”, al Monte Sion como “el centro de Jerusalén”, al Templo como el “centro de Sion”, “el ombligo de la Tierra”. Los antiguos mapas  describen a Jerusalén como “Centro del Mundo”, debido a su importancia religiosa, especialmente en los tiempos de las Guerras de la Reforma en Europa.  Podemos ver que Israel sigue siendo la atracción del mundo en el Mapa Profetico De Dios.   La Ciudad Santa será el  “centro de los acontecimientos  mundiales del Tiempo del Fin”.

Así ha dicho Jehová el Señor: Esta es Jerusalén; la puse en medio de las naciones y de las tierras alrededor de ella (Ezequiel 5:5). Y sobre el pueblo recogido de entre las naciones, que se hace de ganado y posesiones, que mora en la parte central de la tierra.  (Ezequiel 3812).

Jerusalen = origen etimológico, “Salem” significa “Paz” en hebreo, por lo que Jerusalén, es un término para expresar
“Ciudad De La Paz”.

¿Por qué era el Templo de Jerusalén tan especial?

Porque en el Templo los Sacerdotes consultaban a Jehová y El les hablaba, les hacía saber sus deseos y sus planes. El Templo de Jerusalén era un lugar donde Dios suplía las necesidades de su pueblo.  Dios mismo escogió a Jerusalén para que se construyera un Templo (2 Crónicas 6:5-6 ; 7:16 ).  Toda la vida del pueblo judío transcurría alrededor del Templo.  Era el punto de referencia total.  Los judíos ofrecían sacrificios tanto comunitarios como particulares, peregrinaban al Templo para celebrar con pompa y júbilo las grandes fiestas del Calendario Judío en especial La Pascua (“Pesah”).  La gramática hebrea en Génesis 3:8 sugiere que El Huerto de Edén, antes de la caída, era un santuario donde Dios se encontraba con Adán y Eva para tener comunión con ellos.  Dios enseñaba a una nación de niños espirituales el ABC del Plan de Salvación.  Donde la Casa de Israel aprendía el Mensaje de Dios: La Redención de toda la humanidad por un Salvador divinamente escogido:   Jesucristo.

El Tabernaculo

Tabernaculo = en hebreo significa  “Morada”.  El Tabernáculo era el “Templo portátil de adoración”.  Era un “Templo transportable”, un “Templo peregrino para un pueblo peregrino”  (Exodo 25:8-9, Exodo 29:44-46).  A dondequiera que los israelitas viajaban en su peregrinación por el desierto de camino a la Tierra Prometida (Canaán), llevaban su lugar de adoración consigo.  Llamado también como ”La Tienda de la Congregación”;  “La Tienda de Reunión” (Exodo 29: 42-43); “El Tabernáculo del Testimonio” (Exodo 31:18; 34:29) ; “ El Tabernáculo de Reunión“  y “El Santuario”.

El Tabernáculo Consistía en 3 Partes:

v     El Atrio:  estaban  El Altar del Holocausto y la Fuente de Bronce (Lavacro).

v     El Lugar Santo:  El Candelero de Oro  (“Menorah”) y La Mesa de los Panes de la Proposición y El Altar de Incienso.

v     El Lugar Santisimo (“Devir”):  acogía El Arca del Pacto  (23 toneladas de Oro puro) que  contenía las Tablas del Pacto (Tablas de la Ley o Los 10 Mandamientos), una vasija de oro que contenía el Maná y la Vara de Aarón que reverdeció (Hebreos 9:1-7).  El Sumo Sacerdote entraba una vez al año al Lugar Santísimo.

1er Templo:     Templo De Salomón

Templo (hebreo “hekal”) = significa “Casa Grande”.

Empezado :   Año 957 A. C.

Terminado:   Año 950 A.C.  Salomón tardó 7 años en construir el Templo. (1 Reyes 6:38).

Medidas    :     Era un edificio espléndido construido de costosas maderas de cedro y de olivo; decorado con Bronce y Oro, además de esculturas preciosas.

Proposito:   Dar morada permanente para EL ARCA DEL PACTO.

Destruido:   Año 587 A.C. por el Rey Nabucodonosor de Babilonia.  El Arca del Pacto desapareció.

El Rey David vivía en una hermosa casa, y le molestó que se adorara a Dios en un Templo portátil (El Tabernáculo). Por eso el Rey David tuvo en su corazón construir un Templo hermoso a Dios, pero como era un hombre guerrero,  Dios no le permitió construir el Templo, ya que había derramado mucha sangre (1 Crónicas 22:8,  28:3).  El Templo fue construido en Jerusalén sobre El Monte Moriah por su hijo el Rey Salomón,  (después de la muerte del Rey David), siguiendo las instrucciones de Dios (1 Crónicas 22:8-10).  Delante del Templo había un pozo grande de agua que contenía 20,000 galones de agua.  Fue muy adornado y embellecido con muchas flores talladas que servía como una bañera  para los sacerdotes (2 Crónicas 2; y 4:6).  Una vez quedó consagrado el Templo, la presencia visible de Dios pasó de El Tabernáculo a El Templo de Salomón.

Y los Sacerdotes no pudieron permanecer para ministrar por causa de la nube; porque la Gloria de Jehová había llenado la Casa de Jehová   (1 Reyes 8:11)

El Monte Moriah era un lugar con un gran significado especial para el pueblo de Dios.   Allí  Abraham iba a sacrificar a su hijo, Isaac, sobre el Altar, en obediencia a Dios.  (Génesis 22).  Allí David construyó un altar en el terreno que compró de Ornán jebuseo (1 Crónicas 21:24-25 y 2 Crónicas 3:1).  En esa ocasión el pueblo de Dios estaba muriendo de una plaga terrible.  Cuando David hizo su sacrificio, la plaga terminó, y el pueblo fue salvado.  El Templo de Israel dio al pueblo de Dios un símbolo visible de su presencia invisible.    Los Israelitas tuvieron que viajar al lugar donde estaba el Templo de Salomón en Jerusalén a adorar a Dios, en contraste con El Tabernáculo que era un “Templo portátil”.  Solamente el Sacerdote entraba al Lugar Santo y el Sumo Sacerdote entraba al Lugar Santísimo 1 vez al año.  El Arca del Pacto reposaba sobre una plataforma rocosa llamada la “Shetiyyah Lisa” (“Piedra del Fundamento”).  El Sumo Sacerdote dejaba el Incensario sobre esta roca cuando entraba en El Lugar Santísimo.  Fuentes judías posteriores afirman que esta gran masa rocosa era el fundamento de todo el Templo, y que meramente afloraba a través de la tierra en el emplazamiento del Lugar Santísimo.  Dos altas Columnas de Bronce dominaban la fachada del Templo, mientras que las paredes interiores de cedro resplandecían con entalladuras de marfil, oro y madera.  Con paredes de 3 metros de espesor y coronado de almenas.  Las cámaras a ambos lados del Templo eran las habitaciones para los Sacerdotes y para el depósito de los recipientes, utensilios y vestiduras que se usaban en el Templo.  También se usaban para almacenar las “OFRENDAS DE GRANO” (Malaquías  3:10) y otros productos agrícolas.  Los animales eran sacrificados sobre el espacioso Altar que se hallaba al lado derecho del Templo.  El Templo de Salomón duró 400 años sobre una colina que dominaba a Jerusalén.  Debido a la decadencia espiritual y la idolatría sobre Israel con el paso de los años, el Juicio de Dios sobrevino primero sobre el Reino Del Norte (Israel), en el año 721 A.C. por parte de Asiria.  El Reino Del Sur (Judá) y el Templo de Salomón quedaron maduros para el Juicio 135 años después   (2 Reyes 23:27).

El Rey Nabucodonosor de Babilonia fue destruyendo a Jerusalén por etapas. En el año 605 A.C., Nabucodonosor despojó al Reino Del Sur (Judá) de sus dirigentes, llevándose de vuelta a Babilonia, como esclavos a su Rey; a toda la corte y a toda la mano de obra diestra incluyendo a Daniel y sus amigos.  En el año 586 A.C. el Ejército de Babilonia destruyó Jerusalén y quemó el Templo (2 Reyes 25:8- 9; 2 Crónicas 36:18-19).

Reconstrucción: Templo De Zorobabel

En el año 538 A.C., pasados los 70 años de cautiverio Babilónico, Dios comenzó a devolver un remanente de alrededor de 50,000 judíos a Israel dirigidos por Zorobabel (Zacarías 4:9, Daniel 9:25). Jerusalén estaba bajo dominio PERSA que duró 200 años.   Fue durante este tiempo que el Templo de Salomón fue reconstruido por Zorobabel (Esdras 3:8) y por Nehemias que volvió a Jerusalén a reconstruir las Murallas de la Ciudad (444-443 A.C.).  En el año 444 A.C. comenzaron a contar las 70 Semanas DE Daniel (Daniel 9:24). El pueblo judío usó el Templo para el culto a Dios por más de 500 años.

Terminado: Año 516 A.C..

Medidas: Era más pequeño y menos costoso que el Templo de Salomón.

Isaías había profetizado que el Rey Persa Ciro sería el instrumento para la reconstrucción del Templo (Isaías 44:28). El Libro de Esdras habla sobre los esfuerzos de Israel por reconstruir el Templo.  Echaron los cimientos del 2do Templo copiando el Plan de Salomón (Esdras 3:7-10).  Los vasos y utensilios del Templo fueron devueltos por Babilonia a Jerusalén.  Se construyó un altar, se reanudaron los sacrificios y se restauró la observancia de las Fiestas Solemnes (Esdras 1:7-11; 3:1-5).  La construcción se vio detenida por la oposición de residentes Samaritanos del Reino Del Norte, y no fue reanudada durante otros 15 años.  En el año 515 A.C. la obra quedó completada, después de un Decreto del Rey Persa Darío, donde prescribió impuestos locales (incluyendo impuestos a los Samaritanos) para financiar la construcción (Esdras 6:1-15).

2do Templo:   Templo De Herodes

Empezado: Año 20 A.C. el Rey Herodes (El Grande) comenzó a reconstruir el Templo (5 Siglos después) con el propósito de ampliarlo y embellecerlo (Lucas 2: 46; Mateo 26:55).

Terminado: Año 18 A.C., pero se continuó trabajando en muchos de los detalles durante el resto de la vida del Rey Herodes.

Medidas: 59 metros de largo y ancho. Era de piedra blanca revestida de Oro.

Destruido: En el año 70 D. C. por El Imperio Romano encabezado por el General Romano Tito (Lucas 19:41-44)

Bajo el Rey Herodes El Grande se inició las obras de reconstrucción del Templo en el año 20 A.C., donde se dobló la altura del 2do Templo original y lo amplió mucho. Hecho de mármol recubierto de Oro.  En el 37 A.C., los Romanos impusieron al Rey Herodes (El Grande) como rey sobre Judea, reinando sobre ella hasta el año 4 A.C..

Vida y Ministerio de Cristo

Muchos de los incidentes narrados en el Evangelio y muchos de los acontecimientos en el Libro de los Hechos tuvieron lugar en el Templo de Herodes (Mateo 21:14). Fue bajo el reinado del Rey Herodes que nació JESUS (Mateo 2:13; Lucas 1:5).  La profecía Bíblica había anunciado que sería en Jerusalén el acontecimiento conocido como la “Entrada Triunfal” (Zacarías 9:9).  El Templo De Herodes era el Templo donde JESUS adoraba (Mateo 24:1-2).  Cuando Jesús echó del Templo a los cambistas, el Templo había estado en construcción por 46 años (Juan 2:20).  Jesús profetizó la destrucción de Jerusalén y del Templo de Herodes, donde dijo que no quedaría piedra sobre piedra. (Lucas 19: 44; Juan 2:19).  Fue bajo el quinto de estos procuradores, Poncio Pilato (26-36 D.C.) que Jesús purificó el Templo (Juan 2:14-16) y fue crucificado.  Fue en Jerusalén que Satanás tentó a Jesús (Mateo 4:5).  Jerusalén fue la ciudad sobre la que lloró Jesús debido a la ceguera espiritual de sus ciudadanos y de su venidera destrucción que tuvo lugar en el año 70 D.C. por el General Romano Tito (Lucas 19:41,44); y también su futura destrucción durante La Gran Tribulación (Mateo 24:1-31; Marcos 13; Lucas 19:41-44).  Jesús profetizó que su muerte iba a tener lugar en esta ciudad (Mateo 16:21; 20:17,18; Lucas 9:31; 13:33).  Finalmente, fue desde el Monte de los Olivos, justo al Este de Jerusalén, que Jesús ascendió al cielo (Hechos 1:9,12) y es a Jerusalén que volverá Jesús en su Segunda Venida (Apocalipsis 19:11,16).  Lloró debido a la incredulidad de los habitantes de la ciudad (Romanos 11:20), y predijo claramente la devastación que sucedió y que aún ha de sufrir la gran ciudad.  Sabía que Jerusalén tenía un “lugar estratégico en la profecía Bíblica”, pero se dolió por los que moraban dentro de sus murallas.  El rechazamiento judío de la condición Mesiánica de Jesús gira alrededor de este Templo.  Cristo, sentado sobre el Monte de los Olivos y contemplando el Templo de Herodes, lloró sobre Jerusalén, debido al rechazamiento de que había sido objeto por la ciudad y al inminente juicio sobre la misma (Mateo 23:37-39; Lucas 19:41-44). Cuando Jesucristo regrese Jerusalén e Israel le reconocerán como El Mesias (Zacarías 12:10).  A la muerte de Herodes, su hijo Arquelao gobernó Jerusalén hasta el año 6 D.C., tras lo cual fue gobernada por procuradores romanos desde el año 6 hasta el año 41 D. C., y desde el año 44 hasta el 46 D.C.

Destruccion de Jerusalen y el Templo de Herodes

En el año 66 D.C., comenzó una insurrección contra Roma por parte de zelotas judíos y la última lucha duró tres años y medio. Eleazar, hijo del capitán del Templo, ordenó el fin del sacrificio imperial (que había sido ofrecido por el Emperador junto con el tradicional servicio judío durante el período del dominio Romano).  La formidable Décima Región Romana intentó reconquistar el Monte del Templo, pero fracasó, perdiendo muchos pertrechos a los defensores judíos.  El Emperador Romano Nerón, envió el mejor general Romano, Vespasiano, para aplastar la rebelión.  Alrededor del año 69 A.D. los Romanos habían retomado todo el país, excepto Jerusalén; entonces Vespaciano, que sucedió a Nerón  como Emperador,  puso a su hijo Tito a cargo de la campaña de Jerusalén.

En el año 70 D. C. el General Romano Tito fue enviado para aplastar a los judíos. El Historiador judío Josefo da un relato detallado y gráfico del asedio y de la destrucción de la ciudad. Josefo, simpatizante de los Romanos, estuvo presente durante el asedio, e incluso apremió a sus compatriotas para que se rindiesen.  Finalmente, el asedio, con el hambre causada, y la rotura de las Murallas de Jerusalén por los Romanos, dio paso a la caída de la ciudad.  Después de varios meses, en las postrimerías del verano del año 70 D.C. los últimos judíos capitularon y Jerusalén cayó.  Al entrar en la ciudad, TITO se sintió asombrado ante las fortificaciones judías, y declaró que la victoria romana se debía a la intervención divina.  Luego ordenó la destrucción y arrasamiento de toda la ciudad (excepto por una sección de la Muralla y de las Torres), incluyendo el Templo.  Cuando el Templo ardió, el Oro sobre los muros se fundió y corrió dentro de las junturas sobre las piedras.  Tratando de recuperar el Oro, los Soldados Romanos quitaron todas las piedras una por una, cumpliendo precisamente la profecía de Jesús,  “que de aquel Templo NO quedaría piedra sobre piedra” (Mateo 24:1;  Lucas 19:44).  De este 2do Templo  subsiste hoy día el Muro Occidental, llamado “El Muro De Los Lamentos” (“Cótel Maaraví”), uno de los lugares santos del judaísmo.

3er Templo: El Tercer Templo

Llamado también como “El Templo de La Gran Tribulación”; “El Templo de los Ultimos Días”; “El Tercer Templo”;  “El Templo del Anticristo – 666” (Mateo 24:15).   Será reconstruido por los judíos en el Monte Moriah en Jerusalén.  Todas las sinagogas, en dondequiera que se encuentran están orientadas hacia el Monte del Templo.  Hoy día no hay un lugar especial a donde el pueblo de Dios pueda ir a adorar.

¿Por qué los judíos y los árabes no hacen la Paz de una vez y para siempre?

El Monte Moriah

Fue el lugar donde Abraham, por obediencia a Dios, iba a sacrificar a su hijo Isaac (Génesis 22:4:18).  En el año 691, el Califa Musulman ‘Abd Al-Malik acabó la construcción de la CUPULA DE LA ROCA en el Monte del Templo donde se encontraba el Templo de Salomón (aunque no iba a conseguir su reputación del tercer lugar más santo del ISLAM hasta el año 1187, cuando los Cruzados fueron derrotados por el Caudillo Musulman Saladino).

Donde se encontraba el 2do Templo (El Templo de Herodes) los árabes (Palestinos) edificaron una mezquita llamada “El Domo” (Har Ha’bait) dedicada a Alá y a su Profeta Mahoma. Llamada también como “La Mezquita De La Roca”; La Roca Del Domo” o la “Cúpula De La Roca”, cerca del Muro Occidental judío.  Hoy en día es el conflicto principal entre judíos y musulmanes.  A 100 metros de la Roca del Domo se encuentra la Cúpula Mahometana llamada la  “Cúpula de las Tabletas de los Espíritus” ubicada donde antes estaba El Lugar Santísimo.  De lo que fuera El Templo De Herodes; solamente queda un Muro Occidental y considerado por los judíos Ortodoxos como parte del Templo Santo, llamado “El Muro De Los Lamentos”, donde sigue permaneciendo la presencia de Dios.  El 14 de mayo de 1948 se concedió la Independencia a Israel y fue fundado el Estado de Israel.  Los judíos ganaron el regreso al Muro de los Lamentos en la Guerra de los Seis Días (6 de junio de 1967).  Poco después Israel devolvió la jurisdicción sobre los lugares santos musulmanes.  Una de las profecías Bíblicas que nos muestra lo cerca que estamos de la Segunda Venida de Cristo (RAPTO) será la Apostasia y la manifestación del hombre de pecado Anticristo – 666.  El Imperio Del Anticristo – 666 prohibirá  todo lo que se llama Dios o es objeto de culto.  Ya en España (nación de Europa, unida al Mercado Común Europeo) se ha comenzado a cerrar las puertas al Evangelio, enviando a clausurar emisoras e iglesias cristianas evangélicas.   El Anticristo se sentará en el Templo de Dios, haciéndose pasar por Dios (Mateo 24:15; Marcos 13:14; 2 Tesalonicenses 2:4).

Ubicacion:   Se dice que el Tercer Templo ha de ser construido en el Monte Moriah al lado de “El Domo de la Roca” donde se encuentra las Mezquitas de Omar y Al-Aksa  en un espacio de tierra disponible y que los separe una pared  (Ezequiel  40).  Este pedazo de tierra vacante, al medirlo resultó tener las dimensiones suficientemente exactas como para que se construya una edificación como el Templo profetizado por Ezequiel.  Las medidas precisas del Nuevo Templo que ha de ser construído le fueron dadas al Profeta Ezequiel en una visión (Ezequiel 37:26-28; Miqueas 4:1-2;  Hageo 2:7-9; Zacarías 6:12-15 y Apocalipsis 11:1-2).  También se dice que se debe desmantelar y mudar El Domo de la Roca y reconstruir el Tercer Templo ahí.

Piedra Angular  (piedra del ángulo) =  era la piedra angular que constituía el ángulo de un edificio.  Piedra situada en el ángulo donde se encuentran dos muros, manteniéndolos unidos. Toda piedra que ocupe esta posición desde la base (Job 38:6; Isaías 28:16) hasta el tejado (Salmos 118:22; Zacarías 4:8-10) es una ´¨Piedra Angular”). En sentido espiritual Cristo es la principal Piedra Del Angulo (Efesios; 20;1 Pedro 2:6; Romanos 9:33), así como la cabeza del ángulo. (Zacarías 10:4; Mateo 21;42, 1 Pedro 2:7).

No hay versículos Bíblicos que digan “Existirá un Tercer Templo”, pero el hecho de que existirá un templo judío en Jerusalén (“Yerushalaim”) durante los 7 años de La Gran Tribulación es sustentado por 4 referencias Escriturales:

  1. Daniel 9:27 = Este pasaje describe un futuro de 7 años, durante el cual el Anticristo – 666 profanará el Templo de Israel.  Se abolirá el “sacrificio y la ofrenda” y establecerá la “Abominación de la Desolación” en el Tercer Templo.
  2. Daniel 11:31 =  “Será profanado el Templo de manera muy semejante a como el Rey Antíoco Epífanes IV profanó el Templo de su tiempo en el Siglo II A.C. quitando el continuo sacrificio y poniendo el templo al servicio del paganismo (Daniel 12:11; Daniel 11:21-35)
  3. Mateo 24:15-16 =  Cuando Jesús se refiere a la “Abominación de la Desolación” que está en el “Lugar Santo” se está refiriendo al mismo acontecimiento que menciona Daniel (Daniel 9:27) El “Lugar Santo” es una referencia a la estancia más santa dentro del Templo de Israel.  El ANTICRISTO – 666 profanará el Tercer Templo reconstruído en Jerusalén.
  4. 2 Tesalonicenses 2:3-4 =  En este pasaje vemos, por 3ra vez, una descripción de la “Abominación de la Desolación” .  El Anticristo – 666 se sentará en el Templo de Dios para ser “adorado”.  Este acto de la autodeificación es la “Abominación de la Desolación”.
  5. Apocalipsis 11:1-2 =  Menciona el Templo de Dios cuando Jesús se refiere a la “Abominación de la Desolación” que está en “El Lugar Santo” se está refiriendo al mismo acontecimiento que menciona Daniel (Daniel 9:27).

Abominación De La Desolación =   Profanación y envilecimiento del Templo de Dios por el Anticristo – 666 .  Históricamente, un rey invasor de Palestina, Antíoco Epífanes IV, en cumplimiento de las profecías de Daniel, cometió un acto que tipifica la abominación desoladora.  Este rey malvado sacrificó un cerdo sobre el Altar de Dios.  Jesucristo advirtió acerca de este evento, señalando su realización a la mitad de la última semana profetizada en Daniel 9:27.

La Guerra De Los Seis Dias

En junio de 1967 Jerusalén fue reconquistada por los israelitas durante la Guerra De Los Seis Dias que culminó con unas demoledoras victorias israelíes, incluyendo la conquista de Jerusalén Este y la Vieja Ciudad, que incluía el Monte del Templo. Sin embargo, como gesto de buena voluntad, el control del área del Monte Del Templo, incluido la Cupula De La Roca, fue devuelto a las autoridades religiosas musulmanas por el Ministro De Defensa Moshe Dayan 10 días después de su conquista.  Con esta sola excepción territorial, Jerusalén quedaba otra vez, después de 2,000 años, como ciudad judía bajo gobierno judío.

¡La construcción del Tercer Templo nos dirá cuan cerca estamos del Rapto (Arrebatamiento) de la Iglesia de Cristo al cielo!

La Gran Tribulacion

Israel será el centro de la escena final durante La Gran Tribulación.   El Anticristo – 666 hará el supuesto Pacto de Paz, llamado también “El Pacto de Muerte” (Isaías 28:18: Daniel 9:27; Daniel 11:23)  en el Tercer Templo, ya reconstruido,  con el pueblo de Israel por 7 años.  A los 3 ½  años y medio romperá el Pacto de Paz y hará guerra a  la Casa de Israel.  ¡La profanación del Templo sagrado por el Anticristo – 666 es una de las Señales del Fin de la Tierra!  La Biblia enseña claramente que el territorio prometido a Abraham (incluyendo Jerusalén) fue prometido de manera incondicional a los judíos.  Si la historia está al borde de la Gran Tribulacion, entonces la actual restauración de Israel y de Jerusalén es el comienzo del cumplimiento de la profecía Bíblica del tiempo postrero

¿Qué tiene que ver la construcción del Tercer Templo en Jerusalén con la Segunda Venida de Jesucristo?

Las Sagradas Escrituras nos indican que en los días del fin habrá un sólo Gobierno mundial (Anticristo-666), una sola Moneda mundial (Euro), una sola Religión mundial (Nueva Era), un solo Líder religioso mundial (Falso Profeta), un solo Líder Político mundial (Anticristo – 666) y una sola Marca mundial (Marca de la Bestia – 666 – Chip o Verichip; que es una cápsula de cristal del tamaño de un grano de arroz que contendrá todos tus datos personales) sin el cual no podrás Comprar ni Vender (Apocalipsis 13), y todo ésto bajo la cubierta de El Nuevo Orden Mundial. Un Gobierno único dominará a todo el mundo, bajo el manto del Mercado Comun Europeo.  Y habrá un sufrimiento, una angustia y una desesperación tan grande como nunca lo había habido desde el comienzo del mundo ni lo habrá después.  Y si Dios no acortara ese tiempo, no se salvaría nadie; pero lo acortará por amor a los que ha escogido  (Mateo 24:15-22).

El Instituto Del Templo   (The Temple Institute)

Es una organización judía fundada por el rabí Israel Ariel en el año 1980, llamada El Instituto Del Templo (The Temple Institute) en Jerusalén se ha dado a la tarea de reconstruir una “Maqueta” de lo que será El Tercer Templo, según las profecías de El Antiguo y El Nuevo Testamento.  De 93 utensilios diferentes usados en el servicio del Templo, 60 han sido reconstruidos.  Los restantes 33 utensilios están siendo construídos estrictamente acorde con el Halaba (Ley Judía) y recursos históricos.  A los que pertenecían a la Tribu de Leví se les prohibió cambiar el nombre (según la tradición sacerdotal), aún cuando se adoptaron a los cultos extranjeros.  Se están preparando judíos de origen sacerdotal (Levitas) para el servicio  del Tercer Templo.  El Rabí Yehuda Getz, rabí principal de todos los santos lugares en Israel, asegura que El Arca del Pacto está escondida debajo del Monte del Templo.  Se ha preparado la “Piedra Angular” de 4 toneladas, sin el uso de herramientas de metal.  En los Estados Unidos hay muchos judíos que están listos para apartar miles de millones de dólares para financiar la construcción del Tercer Templo. (www.templeinstitute.org).

Los Fieles Del Monte Del Templo

En el año 2001, la Corte Suprema de Israel autorizó a los miembros del grupo llamado “Fieles del Monte del Templo”, dirigido por Gershon Salomón, su fundador y director, a colocar “simbólicamente” la primera piedra del Tercer Templo judío en la Ciudad Vieja de Jerusalén, en la Puerta de Detritus, ubicada a unos 200 metros de la Explanada de las Mezquitas.  La Explanada de las Mezquitas es el tercer lugar santo del Islam luego de La Meca y Medina, y se encuentra en Jerusalén Este, conquistado y anexado por Israel en 1967.

 

La Puerta De Oro (la Puerta Oriental del Monte del Templo), sellada por orden del Sultán Otomano en 1541 para impedir la entrada del Mesías judío y el cementerio que está delante tienen el mismo propósito.  Sin embargo, las pintadas judías en la pared dicen: “Ven, Mesías”,  e “Israel espera”.

Daniel profetizó la muerte de Jesús, el Mesías y también la destrucción de Jerusalén y su Templo que tuvo lugar en el Año 70 A.C.   (Daniel 9:26)

1ra Profecía:   La destrucción de la ciudad y del Templo de Salomón por el Rey  Nabucodonosor de Babilonia.

2da Profecía: La profanación del Templo por el Rey Antíoco Epífanes IV.

3ra Profecía: La completa destrucción de Jerusalén y el Templo de Herodes.

¿Qué enseña la Biblia acerca de la Iglesia como Templo Espiritual?

En el Antiguo Testamento, la palabra “Templo” se refiere casi siempre al Templo de Jerusalén. En el Nuevo Testamento Cristo comparó su cuerpo a aquel templo (Mateo 26:61; Marcos 14:58; 15:29; Juan 2:19).  El Apóstol Pablo se refiere al “cuerpo de Cristo” como un templo espiritual” y el cuerpo del creyente individual es un “templo del Espíritu Santo” (1 Corintios 3:16; 6:19).  El Profeta Isaías fue llevado al cielo, y describe una escena que bien podría ser el Templo de Jerusalén (Isaías 6).  El Apóstol Juan fue arrebatado al cielo, habla de manera específica de un templo celestial desde donde Dios supervisa los juicios de La Gran Tribulación y envía a sus ángeles con sus órdenes (Apocalipsis 7:15; 11:19; 14:15;17; 15:5;’ 6,8; 16:1,17).

¿Puede una obra humana impedir que se lleve a cabo el Plan de Dios?

Dios aún no cree llegado el momento para que se construya el Tercer Templo, cuando el tiempo llegue El se procurará que se lleve a cabo tal construcción y podemos estar seguros de que El Plan Profético de Dios se cumplirá.

“¡Jerusalen, Jerusalen, que matas a los profetas, y apedreas a los que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina a sus polluelos debajo de sus alas, y no quisiste!  He aquí, vuestra casa os es dejada desierta; y os digo que no me veréis, hasta que llegue el tiempo en que digáis: Bendito El Que Viene En Nombre Del Señor (Lucas 13:34-35).

Baruj Ha Bah Ha Shem Adonai   Bendito El Que Viene En Nombre Del Señor.

Ministerio Profetico El Atalaya

Visitantes :  contador de visitas