Monthly Archives: January 2014

¿Dónde estaba Dios el 11 de Septiembre de 2001?

<Atrás>

torres

¿Dónde estaba Dios el 11 de Septiembre de 2001?

     Cuántos hemos escuchado la pregunta…  “¿En dónde estaba DIOS cuando las TORRES GEMELAS de New York y el PENTAGONO fueron atacadas?”

 Bueno, pués yo sé en dónde estaba Dios esa mañana del 11 de Septiembre de 2001. ¡Dios estaba muy, pero muy ocupado!

EL estaba tratando de desanimar a varias personas para que NO tomaran ninguno de esos vuelos.  Entre los cuatro aviones pudo haber más de 1,000 pasajeros, pero sólo 266 personas abordaron esos aviones.

Dios estaba ocupado dándole a los pasajeros de los 4 aviones, la habilidad de mantenerse en calma.

Ninguno de los familiares de los pasajeros que les llamaron han dicho que hubo una sola llamada de terror, o que se escucharon gritos en el ambiente.

En uno de los aviones incluso, Dios estaba dándole valor a algunos pasajeros para que pelearan contra los Terroristas.

Dios estaba muy ocupado esa mañana tratando de crear obstáculos para que muchos de los empleados del WORLD TRADE CENTER no llegaran a su trabajo ese día.

Solamente cerca de 20,000 personas estaban en las Torres cuando el primer avión chocó.  En estas Torres trabajaban más de 50,000 empleados, y menos de 15% fueron víctimas fatales, ésto en sí, es un Milagro.

Muchos de los empleados del World Trade Center  le dijeron a los reporteros que se les hizo tarde para ir a trabajar  y muchos de ellos tuvieron contratiempos con “el tráfico”.

Dios estaba muy ocupado esa mañana sosteniendo 2 Edificios de 110 pisos, para que la tercera parte de los trabajadores pudieran salir.  Fue increíble ver que las Torres no cayeran hacia los lados cuando los aviones impactaron.  Y cuando cayeron las Torres, cayeron hacia adentro evitando aplastar millares de personas más.

Una vez que los Edificios cayeron, Dios estaba muy ocupado recogiendo las ALMAS de sus hijos entre aproximada-mente 6,000 personas de las que estuvieron listas para irse con EL.

Asegurándole a sus familiares que lo peor había pasado y que EL cuidaría de sus hijos en su nuevo hogar.

Dios estaba muy ocupado llorando por los 19 Terroristas que tenían tanto odio en su corazón y que utilizaban su nombre para disfrazar su odio.  Dios estaba triste viendo cómo los 19 Terroristas NO conocieron el verdadero AMOR que solamente puede provenir de EL y que al igual que muchos, lo rechazaron creando su propio dios y perdiéndose en el Infierno para siempre.

Dios estaba muy ocupado esa mañana sembrando el deseo de servir a muchos de sus hijos los cuales están bien entrenados para ayudar en casos de desastres.

A muchos que aunque no tenían el entrenamiento, Dios los estaba capacitando para ayudar a las víctimas en varias áreas: Donando sangre, contribuyendo monetariamente o quizás consolando a algún sobreviviente en dolor o en tantas cosas que quizás ni nos enteraremos jamás.

Dios estaba muy ocupado mandando un espíritu de HERMANDAD y UNIDAD a sus hijos a través de no sólo una nación, sino del mundo entero.

Pero lo más hermoso es saber que EL aún no ha terminado.  EL aún sostiene a los seres queridos de los familiares desaparecidos, confortándolos diariamente y recordándoles que EL aún está con ellos.

Y continúa con nosotros recordándonos que EL aún espera que le hablemos, que confiemos en EL y que su mayor ocupación somos sus hijos.

Así que cuando alguien le pregunte: “¿En dónde estaba Dios el 11 de septiembre de 2001?”

Puedes contestarle …      “Estaba muy ocupado EN TODAS PARTES”.

 Bienaventurado el que piensa en el pobre; en el DIA MALO lo librará Jehová.  [Salmo 41:1]

 

¿Cuánto Pesa una Oración?

balanza2

¿Cuánto Pesa una Oración?

     Louisse Redden, una dama pobremente vestida con el fracaso reflejado en su mirada, entró en una tienda de comida. Se le acercó al dueño de la tienda de la manera más humilde y le preguntó si le podría dar crédito para ella poder comprar alimentos. Con suavidad le explicó que su esposo estaba muy enfermo y no podía trabajar, que tenían siete niños y que necesitaban comida.

John Longhouse, el dueño, la puso en ridículo y le pidió que se marchara de la tienda. Ella apremiada por la situación de su familia, le dijo: “Por favor, señor. Yo le traeré el dinero tan pronto pueda”.
John le dijo que No le podía dar crédito, ya que ella no tenía una cuenta abierta en su tienda. Parado junto al mostrador estaba un cliente que había escuchado la conversación entre los dos. El cliente se acercó y le dijo al dueño que él respondería por las cosas que ella necesitaba para su familia.
El dueño le dijo resueltamente: “¿Tiene usted una Lista de lo que necesita?”, Louisse le respondió: “Sí, señor”, “OK” dijo él, “ponga su lista sobre la Balanza y la cantidad que su lista pese se la daré en alimentos”. Louisse vaciló un momento cabizbaja, entonces entró la mano en su bolsa, sacó un pedazo de papel y escribió algo en el. Con su mirada todavía en el suelo ella puso cuidadosamente el pedazo de papel en la balanza.
Los ojos del dueño y del cliente mostraron sorpresa cuando la Balanza bajó por completo y se quedó abajo. El dueño mirando la balanza se volvió al cliente y dijo: “No Lo Puedo Creer”.
El cliente sonrió y el dueño empezó a poner en una bolsa los alimentos al otro lado de la balanza. El otro lado de la balanza no se movió, así que él continuó poniendo más y más alimentos hasta que la balanza no pudo más.
El dueño se quedó parado completamente disgustado. Final-mente, cogió el pedazo de papel de la balanza y lo leyó con gran asombro. No era una Lista de Alimentos, era una Oración que decía:
“Querido Señor, Tu Sabes Mis Necesidades Y Yo Dejo Esto En Tus Manos”.
El dueño le dió los alimentos que había puesto en la bolsa sobre la balanza y se quedó parado en un silencio asombroso.
Louisse le agradeció y se fue de la tienda. El cliente le tendió un billete de $50.00 dólares a John diciéndole: “Cada centavo gastado valió la pena”. No fue sino hasta un tiempo después que John Longhouse descubrió que la escala había estado rota; por lo tanto, sólo DIOS sabe cuánto pesa una Oración.
A Jehová Presta el que da al Pobre, y el bien que ha hecho, se lo volverá a pagar.
(Proverbios 19:17)

 

¿Cuál Es?

maestro

¿Cuál Es?

¿El Dia Mas Bello?                   ……..…………….   Hoy

¿La Cosa Mas Facil?                ………….……….    Equivocarse

¿El Obstaculo Mas Grande?  …………………   El Miedo

¿La Raiz De Todos Los Males? ………………     El Egoismo

¿La Distraccion Mas Bella?  …………………     El Trabajo

¿La Peor Derrota?                     …………………   El Desaliento

¿Los Mejores Profesores?     ……………. ..     Los Niños

¿La Primera Necesidad?         …………………     Comunicarse

¿Lo Que Mas Hace Feliz?          …………………    Ser Util A Los Demas

¿El Peor Defecto?                   …………………     La Envidia

¿La Persona Mas Peligrosa?  ………………      La Mentirosa

¿El Sentimiento Mas Ruin?     …………………     El Rencor

¿El Regalo Mas Bello?              ………………       El Perdon

¿Lo Mas Imprescindible?        …………………     La Verdad

¿La Mejor Ruta?                         …………………    El Camino Recto

¿La Sensacion Mas Grata?       ………………      La Paz Interior

¿El Resguardo Mas Efectivo?  ………………    La Sonrisa

¿El Mejor Remedio?                    …………………  El Optimismo

¿La Mayor Satisfaccion?         …………………   El Deber Cumplido

¿La Fuerza Mas Poderosa Del Mundo?  …..   La Fe

¿La Cosa Mas Bella Del Mundo?  ……………    El Amor

 

¿Cómo Templar el Acero?

acero

¿Cómo Templar el Acero?

Se cuenta la historia del HERRERO que, después de una juventud llena de excesos, decidió entregar su Alma a Dios. Durante muchos años trabajó con ahínco, practicó la Caridad, pero a pesar de toda su dedicación, nada parecía andar bien en su vida, muy por el contrario; sus problemas y sus deudas se acumulaban día a día.

Una hermosa tarde, un amigo que lo visitaba, y que sentía compasión por su situación difícil, le comentó:  “Realmente es muy extraño que justamente después de haber decidido volverte un Hombre Temeroso de Dios, tu vida haya comenzado a empeorar.  No deseo debilitar tu FE, pero a pesar de tus creencias en el mundo espiritual, nada ha mejorado”.

El Herrero no respondió enseguida, él ya había pensado en eso muchas veces, sin entender lo que acontecía con su vida, sin embargo, como no deseaba dejar al amigo sin respuesta, comenzó a hablar, y terminó por encontrar la explicación que buscaba.  He aquí lo que dijo el Herrero: “En este TALLER yo recibo el ACERO aún SIN TRABAJAR, y debo TRANSFORMARLO en ESPADAS. ¿Sabes tu cómo se hace ésto?

Primero, Caliento la chapa de ACERO a un CALOR INFERNAL, hasta que se pone al Rojo Vivo, enseguida, sin ninguna piedad, tomo el MARTILLO más pesado y le aplico varios golpes, hasta que la pieza adquiere la forma deseada, luego la sumerjo en un balde de AGUA FRIA, y el Taller entero se llena con el ruido del Vapor, porque la pieza estalla y grita a causa del violento cambio de temperatura.  Tengo que Repetir este proceso hasta obtener la ESPADA PERFECTA, una sola vez no es suficiente”.

El Herrero hizo una larga pausa, y siguió, “A veces, el Acero que llega a mis manos no logra soportar este tratamiento.  El Calor, los Martillazos y el Agua Fría terminan por llenarlo de rajaduras.  En ese momento, me doy cuenta de que jamás se transformará en una buena hoja de Espada.  Y entonces, simplemente lo dejo en la Montaña de Fierro Viejo que ves a la entrada de mi Herrería”.  Hizo otra pausa más, y el Herrero terminó, “Sé que DIOS me está colocando en el FUEGO DE LAS AFLICCIONES.  Acepto los Martillazos que la Vida me da, y a veces me siento tan Frío e Insensible como el Agua que hace sufrir al Acero”.

Pero la única cosa que pienso es“Dios mío, no desistas, hasta que yo consiga tomar la FORMA que TU esperas de mí.   Inténtalo de la manera que te parezca mejor, por el tiempo que quieras, pero NUNCA me pongas en la MONTAÑA DE FIERRO VIEJO DE LAS ALMAS”.

 

¿Cómo matar a tu Iglesia?

iglesia

¿Cómo matar a tu Iglesia?

En primer lugar; ¡No Vengas!

Si vienes, ¡Ven tarde!

Al venir, ¡Ven de mal humor!

Al salir de la iglesia, preguntate:  ¿Qué valía todo ésto?

¡No aceptes nunca un cargo en la iglesia!  Vale más seguir criticando a los demás.

¡Visita a las otras iglesias a cada rato pra enseñarle al pastor que él no es quien te manda!  Hay que guardar la  independencia.

¡Haz que el pastor gane su dinero!  ¡Deja que él haga todo el trabajo!

Al acudir al templo, siéntate muy atrás, cerca de la puerta, ¡No cantes! O si cantas, ¡Canta bien destemplado!

¡No animes al pastor! Si te gusta el sermón, cállate pués muchos pastores se perjudican por causa de la adulación.  ¡No  permitas que la sangre esté sobre tus manos!

¡Cuenta las faltas de tu pastor a todos los que te visiten! ¿Quién sabe si de otra manera ellos lo descubrirán?

¡No traigas nunca a nadie contigo a la iglesia!  No hagas nada para ganar a otros miembros nuevos; por lo menos mientras  la congregación tenga tal pastor!

Si hay algunos miembros animados que sirven a su iglesia y que trabajan por ella, ¡No dejes de protestar contra esa  asociación exclusivista!

Si tu Iglesia por mala fortuna es una IGLESIA FELIZ y ARMONIOSA, condénala por su tibieza, indiferencia y falta de celo.

Cooperando como se sugiere arriba, tú matarás por seguro a tu Iglesia.

(Noticiero de la Fé)

 

¿Cómo enfrentar los Problemas de mi Matrimonio?

pareja2

¿Cómo enfrentar los Problemas de mi Matrimonio?

1. Comience por el principio: “Pida la ayuda  Dios”.

  • Confiésele su problema y pídale que renueve su Amor por su cónyuge.
  •  Pídale sabiduría para cumplir sus responsabilidades.

2. Vea su Matrimonio como un Equipo de Trabajo:

  •  Reconozca que las diferencias son parte de la vida.
  •  No compare a su cónyuge con otros.

3. Tome una actitud sincera y de respeto mutuo.

4. Reconozca las virtudes de su pareja.

5. Esté dispuesto a pedir perdón y comenzar de nuevo.

6. Ajústese a su pareja y permita que ella sea, después de Dios, lo primero en su vida.

7. Renuncie a sus intereses personales para satisfacer a los de su pareja.

8. Tome un sentido de responsabilidad por su matrimonio: “Yo soy responsable de lo que aquí pasa”.

9. Si usted no es cristiano, entregue hoy su vida a Cristo para que El la cambie y le haga un Buen Conyuge.

Mejor son dos que uno. {Eclesiastés 4:9}

¿Cómo Embellecer tu Alma?

ley

¿Cómo Embellecer tu Alma?

El LIMPIADOR de tu Alma es el Perdón.

Deberás usarlo todo el tiempo, apenas veas una impureza, aplícalo.

No te acuestes nunca sin haber pedido perdón y sin haber perdonado.

El resultado será que en Paz te acostarás y asimismo dormirás y tu sueño te sustentará.

La HIDRATANTE de tu Alma es la Oración.

Si no hidratas la piel de tu rostro, se marchita.

Así, si no oras, tu Alma se reseca.  Pero a medida que confías en Dios,  el afán y la ansiedad desaparecen, y aprendes a reposar y esperar en el Señor.

La NOTIFICANTE de tu Alma es la Alabanza.

Cuando alabas a Dios y vuelves a El tus pensamientos, cuando te olvidas de

tí mismo, sin egoísmo en tu corazón, quedas libre para que Dios ponga en tí su Gozo.

La NUTRITIVA de tu Alma es la Palabra.

Así como en lo físico no puedes vivir sin alimentos, tu Alma necesita el alimento de la Palabra de Dios.

Cuando te alimentas con la Palabra, la debilidad y la confusión desaparecen.

Serás como árbol plantado junto a corrientes de agua.

El PROTECTOR de tu Alma es la Coraza de la.

Con la fé te protegerás de las inclemencias de la vida, mirarás por encima de las circunstancias y pasarás victoriosa en medio de las pruebas.

A través de tí, Dios moverá montañas y alcanzarás a otros para Gloria de Dios.

Si usas a diario estos Productos de Belleza, tu Alma se mantendrá Limpia y tu Corazón será Puro.

Te saciarás de Bien, de modo que te rejuvenezcas como el Aguila.

 El que alguien toque mi vida es un privilegio, tocar la vida de alguien es un honor, pero el ayudar a que otros toquen sus propias vidas, es un placer indescriptible.

¿Águila o Pollo?

Aguila

¿Águila o Pollo?

Erase una vez un HOMBRE, que mientras caminaba por el Bosque, encontró un AGUILUCHO, se lo llevó a su casa y lo puso en un CORRAL, donde pronto aprendió a comer la misma comida que los POLLOS y a comportarse como éstos.

Un día, un NATURALISTA que pasaba por allí le preguntó al Propietario:  “¿Por qué razón un AGUILA, el Rey de todas las Aves y los Pájaros, permanece encerrada en el Corral con los Pollos?”

             El Propietario le respondió:  “Como le he dado la misma comida que a los pollos y le he enseñado a ser pollo, nunca ha aprendido a volar.  Se comporta como los pollos, y por tanto, ya  NO es un Aguila”.

El Naturalista insistió:  “Sin embargo, tiene Corazón de Aguila, y con toda seguridad, se le puede enseñar a volar”.  Después de discutir un poco más, los dos hombres convinieron en averiguar si era posible que el Aguila volara.

El Naturalista la tomó en sus brazos suavemente y le dijo: “TU PERTENECES AL CIELO, NO A LA TIERRA.  ABRE LAS ALAS Y VUELA”.      El Aguila, sin embargo, estaba confusa; no sabía qué era, y al ver a los pollos comiendo, saltó y se reunió con ellos de nuevo.

Sin desanimarse, al día siguiente, el Naturalista  llevó al

Aguila al TEJADO DE LA CASA y le animó diciéndole:  “Eres un AGUILA.  Abre las alas y vuela”.  Pero el Aguila tenía miedo de su yo y del mundo desconocido y saltó una vez más en busca de la comida de los pollos.

El Naturalista se levantó temprano al tercer día, sacó al Aguila del corral y la llevó a una MONTAÑA.  Una vez allí, alzó al Rey de las Aves y le animó diciendo:  “Eres un Aguila.  Eres un Aguila y perteneces tanto al Cielo como a la Tierra.  Ahora, abre las alas y vuela”.

El Aguila miró alrededor, hacia el corral y arriba hacia el Cielo.   Pero siguió sin volar.  Entonces, el Naturalista la levantó directamente hacia el sol.  El Aguila empezó a temblar, a abrir lentamente las alas y finalmente, con un grito triunfante voló, alejándose en el cielo.  Es posible que el Aguila recuerde todavía a los pollos con nostalgia; hasta es posible que, de vez en cuando, vuelva a visitar el corral, pero el Aguila nunca volverá a vivir VIDA DE POLLO.  Sin embargo, fue un AGUILA, pese a que fue mantenida y domesticada como un pollo

Esta PARABOLA refleja muy bien la situación de cada uno de nosotros (Creyentes) y la del hombre de hoy.   Este ha Perdido su Identidad y el sentido de la vida.  La BIBLIA compara al hombre con el Aguila (Salmo 103:5 / Job 39:27-29).

¿Quién es el hombre?  ¿Cuál es el sentido de su vida?  ¿Quién soy yo?  La respuesta no es fácil:  ¿SOY AGUILA o SOY POLLO? Mi conciencia me dice lo primero, mi “forma de vida” tal vez lo segundo.  Como el aguilucho, el hombre ha PERDIDO su IDENTIDAD.   A fuerza de vivir en el corral y de comer la comida de los pollos, ha traicionado su verdadera esencia y se ha rebajado.  Ya no sabe lo que es.  Ha perdido el sentido de la actividad y de su vida.

El hombre, como el Aguila, tiene Alas para perseguir lo más alto (Salmo 121:1).  Sin embargo, se ha encarcelado en el corral; la “Sociedad de Consumo” lo tiene atrapado en sus fauces voraces.  Y es que es mucho más FACIL y PLACENTERO ser Pollo que Aguila.  El Pollo posee la SEGURIDAD del corral, la COMODIDAD de las rejas que delimitan su espacio, el CUIDADO de su amo, la TRANQUILIDAD del alimento asegurado, la PROTECCION frente a las vicisitudes de la vida.

El AGUILA, sin embargo, debe asumir el riesgo de moverse en un espacio sin límites.  Tiene que estar alerta para no caer en manos del CAZADOR que la convertiría en Trofeo de Caza o en pieza de Museo (Salmo 91:3). Tiene que luchar frecuentemente (pruebas y adversi-dades) en la soledad y en un ambiente adverso, por PROTEGER y DEFENDER su Vida de quienes quieren someterla.  Pero el Pollo ha PERDIDO SU LIBERTAD, la ha entregado a cambio de unos “Granos de Trigo” que llenen su buche hambriento. Es explotado y sometido al sucio mercado de la Compra y Venta.  El Aguila en cambio, es libre, sus Alas le permiten surcar los cielos y explorar horizontes siempre nuevos.

¡Qué triste es ver al Hombre, como el Aguilucho, en el corral comiendo la comida de los pollos y llevando la vida de éstos (conformismo), cuando su corazón y su Mente están hechos para cosas más grandes.  La tarea no es fácil; en parte, porque estamos convencidos de ser pollos o porque no conocemos cuál es realmente nuestra identidad; en parte, porque nuestros amos, la COMODIDAD, la DEPENDENCIA y el CONSUMIS-MO, no nos dejan salir.   Sentiremos Miedo, Indecisión; tendremos que luchar contra la inercia, que una y otra vez tratará de devolvernos al corral.  Unicamente el aire limpio de la Montaña y la contemplación de ideales tan santos y puros como los de CRISTO, podrán desplegar nuestras alas y hacer cantar el grito triunfante de la salvación, liberación y regeneración (Efesios 4:22-24).

Recordaremos con nostalgia nuestra VIDA DE POLLOS y sufriremos la tentación de volver al corral (Lucas 9:62). Pero quien realmente descubre su vocación a la libertad y encuentra un claro sentido de su vida, jamás dará un paso atrás  en su decisión de llevar una existencia auténticamente humana.  En este momento de tu vida.  ¿Con quién te identificas más con el AGUILA o con el POLLO?  ¿Cuál es el sueño de tu vida?  ¿Qué te impide volar?“NO EXISTE EL HIJO PERFECTO: PERO HAY UN MILLON DE MANERAS DE SER UN BUEN HIJO”.

 

¿A quién llamamos Mamá?

mama

¿A quién llamamos Mamá?

 Cuando viniste a este mundo, ELLA te sostuvo en sus brazos.

Tú se lo agradeciste gritando.

Cuando tenías 1 año, ELLA te alimentaba y te bañaba.

Tú se lo agradeciste llorando la noche entera.

Cuando tenías 2 años, ELLA te enseñó a caminar.

Tú se lo agradeciste huyendo de ELLA cuando te llamaba.

Cuando tenías 3 años, ELLA te hacía todas las comidas con Amor.

Tú se lo agradeciste tirando el plato al piso.

Cuando tenías 4 años, ELLA te dio unos lápices de colores.

Tú se lo agradeciste pintando todas las paredes del comedor.

Cuando tenías 5 años, ELLA te vestía para las ocasiones especiales. 

Tú se lo agradeciste tirándote por la pila de barro más cercana.

Cuando tenías 6 años, ELLA te llevaba a la escuela. 

Tú se lo agradeciste gritándole: !No voy a ir!

Cuando tenías 7 años, ELLA te regaló una pelota.

Tú se lo agradeciste arrojándola contra la ventana del vecino.

Cuando tenías 8 años, ELLA te trajo un helado.

Tú se lo agradeciste derramándoselo sobre su falda.

Cuando tenías 9 años, ELLA te pagó unas clases de piano.

Tú se lo agradeciste nunca practicando.

Cuando tenías 10 años, ELLA te llevaba con el auto a todas partes, al gimnasio, al partido de futbol, de fiestas, de cumpleaños, a otras fiestas. 

Tú se lo agradeciste cuando salías del coche y nunca mirabas atrás.

Cuando tenías 11 años, ELLA te llevó a ti y a tus amigos a ver una película.

Tú se lo agradeciste diciéndole que se sentara en otra fila.

Cuando tenías 12 años, ELLA te aconsejó que no miraras ciertos programas.

Tú se lo agradeciste esperando que ella se fuera de la casa.

Cuando tenías 13 años, ELLA te sugirió un corte de pelo que estaba de moda.

Tú se lo agradeciste diciéndole que ELLA no tenía gusto.

Cuando tenías 14 años, ELLA te pagó un mes de vacaciones en el campamento de verano. 

Tú se lo agradeciste olvidándote de escribirle una carta.

Cuando tenías 15 años, ELLA venía de trabajar y quería darte un abrazo.

Tú se lo agradeciste cerrando con llave la puerta de tu habitación.

Cuando tenías 16 años, ELLA te enseñó cómo manejar su coche.

Tú se lo agradeciste usándoselo todas las veces que podías.

Cuando tenías 17 años, ELLA esperaba una llamada importante.

Tú se lo agradeciste, hablando por teléfono toda la noche.

Cuando tenías 18 años, ELLA lloró en la Fiesta de Graduación de la Escuela.

Tú se lo agradeciste estando de fiestas hasta el amanecer.

Cuando tenías 19 años, ELLA te pagó la cuota de la Universidad, te llevó en coche hasta el campus y cargó tus maletas.

Tú se lo agradeciste diciéndole adiós desde fuera del dormitorio, así no te sentirías avergonzado ante tus amigos.

Cuando tenías 20 años, ELLA te preguntó si estabas saliendo con alguien.

Tú se lo agradeciste diciéndole:  “A tí no te importa eso”.

Cuando tenías 21 años, ELLA te sugirió algunas carreras para tu futuro.

Tú se lo agradeciste diciéndole, “No quiero ser como tú”.

Cuando tenías 22 años, ELLA te abrazó en la Fiesta de Graduación de la Universidad.

Tú se lo agradeciste diciéndole si te podía pagar un Viaje a Europa.

Cuando tenías 23 años, ELLA te dio algunos muebles para tu primer departamento.

Tú se lo agradeciste diciéndoles a tus amigos que los muebles eran feos.

Cuando tenías 24 años, ELLA conoció a tu futura esposa y le preguntó sus planes para el futuro.

Tú se lo agradeciste con una mirada feroz y gritaste, “¡Cállate!”.

Cuando tenías 27 años, ELLA te ayudó a pagar los gastos de tu Boda y llorando te dijo que te AMABA MUCHISIMO.

Tú se lo agradeciste mudándote lejos.

Cuando tenías 30 años, ELLA te dio algunos consejos para cuidar al bebé.

Tú se lo agradeciste diciéndole que las cosas son diferentes ahora.

Cuando tenías 40 años, ELLA te llamó para recordarte el cumpleaños de tu PAPA.

Tú se lo agradeciste diciéndole que estabas muy ocupado.

Cuando tenías 50 años, ELLA se enfermó y necesitó que la cuidaras.

Tú se lo agradeciste leyendo sobre la carga que representan los padres hacia los Hijos.

De repente, un día, ELLA silenciosamente murió

Y todas las cosas que NUNCA HICISTE cayeron como un trueno.

Tomémonos un momento para rendir HONOR, TRIBUTO y demostrar cuánto queremos a la persona que llamamos MAMA, aunque algunos no la pueden llamar así de ese modo abiertamente.

No hay sustituto para ELLA.  Alegra cada momento.  Aunque a veces, ELLA no parezca la mejor de las amigas, quizás no concuerde con tu forma de pensar, pero aún así es tu MADRE.  ELLA estará allí para ayudarte con tus dolores, tus penas, tus frustraciones.

Preguntate a tí mismo:

¿Has separado tiempo para estar con ELLA, para escuchar sus quejas sobre el trabajo en la cocina, su cansancio?  Sé Prudente, Generoso y Muéstrale el debido Respeto, aunque tú pienses diferente de ELLA.

Una vez que se vaya de este mundo, solamente los RECUERDOS CARIÑOSO del ser que llamamos MAMA nos quedarán.

 

¡Vuélvete!

   nino2

¡Vuélvete!

En cierta excursión de familias, en una zona de montañas, uno de los pequeños, se alejó del grupo. Sin darse cuenta los padres, en un parpadear, elNiño había desaparecido. Tal fue la desesperación, que empezó a buscarlo todo el grupo y a gritar su nombre. Oganizaron la búsqueda dividiéndose, para ir en varias direcciones y poder hallarlo.

El Guía del grupo sale por su lado, y por otro lado iban los Padres.  El Guía mira hacia el borde del cerro, y distingue una pequeña figura, que camina en dirección al precipicio.

Le grita de inmediato al niño,  “¡Por allí no!  ¡Por allí no! (y le hace señas que regrese …)

Luego a ésto llegan los padres de otro grupo, y a coro le gritan al niño:  “¡Por allí no!”

El pequeño perplejo y aturdido, no sabe si avanzar o retroceder.  Da unos pasos adelante, y el corazón de todos se paraliza.

Nadie sabe qué hacer… ya que si van corriendo a buscarlo… el niño podría asustarse y también correr…y podría despeñarse al vacío…!

En eso llega el Padre del niño … y dice a todos:  “¡Silencio!  ¡Silencio!”

Simplemente, se arrodilla, abre los brazos, y con lágrimas llama al niño por su nombre.

Este, al ver los brazos abiertos de su Padre, entendió que lo estaba llamando… y corrió sin pensarlo a su encuentro a abrazarlo.

Ningún Consejo lo pudo hacer volver, sino sólo los “Brazos abiertos de su Padre”

 manosycruz

¿Cuántas veces te han dicho que tienes que dejar tus Malos Caminos?

No has querido escuchar el Consejo de aquel Familiar o Amigo, que quería sólo tu bien.  Te has endurecido, y vas caminando, de forma caprichosa al precipicio de tu vida.  Dios que ve el peligro te dice: “¡Vuélvete!  ¡Vuélvete!  …   ¡Porque morirás!”

El no quiere tu mal, sino tu bien.  No quiere tu muerte, a pesar de la impiedad de tus pecados, sino que extiende sus brazos para hacerte volver.

Si muchas voces te han dicho que cambies y no haz hecho caso, al menos en este día escucha la Voz de Dios, que dice en su Palabra:  “Que NO quiero la muerte del ímpio, sino que se Vuelva el ímpio de su camino, y que viva.”.  {Ezequiel 18:23}

Dios mandó a su  Hijo Jesucristo a morir en la Cruz por tus pecados.

EL es Aquel que “justifica al ímpio” si pone su Fé en EL, como el Salvador de su vida.  (Romanos 4:5)

¿Hacia dónde vas Caminando hoy?

Date la vuelta, y camina hacia la Cruz del Calvario, y vé a tu Salvador con los brazos abiertos, de Amor por tí.        Y … hallarás el perdón que tu Alma necesita.

 ¡Vuélvete!

Deje el ímpio su camino, y el hombre inicuo sus pensamientos;

y Vuélvase a Jehová, el cual tendrá de él misericordia,

y al Dios nuestro, el cual será amplio en perdonar.

{Isaías 55:7}

 

Visitantes :  contador de visitas